jon CURIEL

CWT

De la realidad que se refleja en la ficción y el encuentro de dos opuestos que contrastan.

Leave a comment

Introducción.

Este trabajo pretende analizar la película Se7en de David Fincher, utilizando una metodología que inicia con el decoupage de la misma para poder obtener elementos que apoyen los objetivos y la tesis.

Algo de la forma en la que se va a abordar tiene mucho que ver con el desarrollo de los personajes, pero también con la forma en la que cada uno de estos representa elementos claves de una sociedad, por lo que la película puede considerarse una crítica a la sociedad.

“Innocent? Is thart supposed to be funny? An obese man. A disgusting man who could barely stand up. A man if you saw him on the Street, you’d point out to your friends so they’d join you in mocking him. A man if you saw him while you were eating you wouldn’t be able to finish your meal. An after him I picked the lawyer and you both must’ve secretly been secretly thanking me for that one. This is a man who dedicated his life to making money by lying with every breath that he could muster to keeping murderers and rapists on the streets. A woman, a woman so ugly on the inside that she couldn’t bear to go on living if she couldn’t be beautiful on the outside? A drug dealer. A drug dealing pederast, actually. And let’s not forget the disease spreading whore. Only in a world this shitty could you even try to say these were innocent people and keep a straight face.” John Doe reflejando una vision de la sociedad de una forma inhumana, pero en cierta forma, acertada.

 

Condiciones de Producción.

La influencia para la concepción del film viene de su guionista, Andrew Kevin Walker, el cual se inspiró en su tiempo viviendo en la ciudad de New York mientras intentaba trabajar como guionista. Inspiró el nombre de Somerset en su autor favorito, W. Somerset Maugham. Durante la pre-producción del film hubo cambios notorios en el elenco y en la dirección, pues al inicio se creía que Jeremiah S. Chechik iba a estar a cargo, además de que Denzel Wahington y Sylvester Stallone fueron considerados para el rol de Mills, mientras que Al Pacino y William Hurt lo fueron para el de Somerset. Al final los roles fueron para Brad Pitt y Morgan Freeman, respectivamente.

New Line Cinema estuvo presente desde el inicio y cuando consideraron a David Fincher para hacerse cargo de la película, le enviaron un guion distinto al final, el cual incluía la escena del final de la película, con la cabeza en la caja. Finch no había tenido un guion desde hacía un año y medio debido a la frustración que fue Alien 3, sin embargo Se7en lo atrajo por la temática y la representación de “inhumanidad, violencia psicológica, además de que mucho está implícito, es más acerca del cómo que del por qué”. Una vez que New Line se dio cuenta del error intentaron convencer a Fincher de trabajar con el guion final, sin embargo este se rehusó y Brad Pitt se le unió para mantener la escena de la cabeza en la caja.

La producción tuvo lugar en Los Angeles, California, y la intención de Fincher era la de trabajar para darle un toque inspirado en el show de televisión “Cops”, así como mostrar un mundo en decadencia, sucio, desordenado, violento y deprimente, de forma visual y estilística. El director dice que quería mostrar un mundo en decadencia moral con la gente que lo habita reflejando eso, por lo que además utilizó técnicas para oscurecer el film.

La escena de la cabeza en la caja continuo siendo un problema para el estudio, incluso ya que la filmación había sido completada, sin embargo Fincher y Pitt seguían fieles a la idea de mantenerla, aunque Fincher hizo un par de regrabaciones que incluían lo que sucedía una vez que Mills le disparaba al villano y la voz en off de Somerset ante una cita de Ernest Hemingway para apaciguar al estudio y terminar la película de una forma más suave a la inicialmente planeada.

Contextualización. (1994-1995 en Estados Unidos)

Durante el tiempo de producción de Se7en el país en donde era realizada veía un levantamiento en la economía debido al boom de la tecnología, además de que el país acababa de convertirse en el poder militar dominante en el mundo. Esto también incluía el envolvimiento en la Guerra de Bosnia, aunque el ataque terminó justo en el año de 1995. Esta época también sería parte del auge del terrorismo doméstico que experimentó el país, siendo notorio el ataque al edificio federal Alfred P. Murrah en Oklahoma City, Oklahoma en Abril del mismo año. Hubo 168 muertos y más de 600 heridos, convirtiendo este evento en el acto más letal de terrorismo doméstico hasta esa fecha.

En cuanto a crimen y violencia, los 90’s contaron con un número de agresiones hacia la comunidad LGBT, y hubo gran disparidad en crímenes entre blancos y negros. Desastres naturales notorios en esos tiempos fueron el temblor en San Fernando Valley en la región de Los Ángeles en 1994 y la ola de calor de Julio de 1995 en Chicago, la cual acabo con las vidas de más de 700 personas.

También cabe destacar que durante ese periodo Bill Clinton era presidente de la nación, y durante el 95 hasta el 98 hubo rumores, más tarde confirmados, de que este mantenía un romance extramarital con Monica Lewinsky, una trabajadora de la Casa Blanca. Este también terminó su gobierno con enfoque humanitario.

 

Recepción desde su estreno hasta la actualidad.

Se7en fue estrenada el 22 de Septiembre de 1995 en 2,441 cines, ahí recaudó 13.9 millones de dólares en su primer fin de semana. Aunque en general obtuvo $100.1 millones en Norte América y $227.1 en el resto del mundo, para un total de $327.3 millones mundialmente. Además de que en Estados Unidos estuvo en el #1 por cuatro semanas consecutivas.

La película fue muy bien recibida por los críticos y mantiene un rating del 79% en el famoso sitio de reviews Rotten Tomatoes. Los críticos coinciden en general en la forma que la película fue moviéndose, alabando no solo las actuaciones, especialmente la de Freeman, sino también el final, el desarrollo del villano y el contraste que hacen las personalidades de Somerset, el cual es un personaje más callado y sereno, y Mills, el cual es joven y testarudo. El film consagró a David Fincher como director, remarcando la complejidad del asesino y lo que aporta al género del thriller.

New Line Cinema lanzó la película a salas nuevamente como una estrategia para que esta entrara como contendiente hacia los Oscares, principalmente por las actuaciones de Pitt, Freeman y la dirección de Fincher, aunque este intento fue fallido. Aunque el film fue nominado por la academia para la categoría de Mejor Edición.

Además de esto, en el mismo año de su estreno, una novelización, escrita por Anthony Bruno fue lanzada, basada en la película, y entre Septiembre del 2006 y Octubre del 2007 se lanzó una serie de publicaciones, 7 para ser exactos, también basada en el film. Cada ejemplar representaba un pecado capital, y lo interesante es que esta serie estaba contada desde la perspectiva de John Doe. Morgan Freeman, Brad Pitt, Kevin Spacey e incluso Gwyneth Paltrow son reconocidos en parte por esta película, por no mencionar al director David Fincher, pues esta se considera una de las mejores, sino la mejor, obras del mismo.

Ficha Técnica.

Título: Seven

Titulo Original: Se7en

Dirección: David Fincher

País: Estados Unidos

Año: 1995

Fecha de Estreno: Septiembre 22, 1995

Duración: 127 min.

Género: Criminal, Thriller, Intriga

Reparto: Morgan Freeman, Brad Pitt, Gwyneth Paltrow, Kevin Spacey, John C. McGinley.

Distribuidora: New Line Cinema.

Clasificación: B15

Tiempo de ejecución 2 hr 7 min (127 min)
Sonido DTS | Dolby Digital
Color Color
Relación de aspecto 2.35: 1
Cámara Aaton 35-III, lentes Panavision Primo
Panavision Panaflex oro, lentes Panavision Primo
Laboratorio DeLuxe, Los Angeles (CA), EE.UU. (color)
DeLuxe, Toronto, Canadá (impresiones)
Film Longitud 3.477 m (Suecia)
3548 m
Negative Format 35 mm (Eastman EXR 50D 5245, EXR 200T 5287, EXR 200T 5293)
Proceso Cinematográfico Super 35
Formato Cine Impreso 35 mm (anamórfica)

Sinópsis: El veterano teniente Somerset (Morgan Freeman), del departamento de homicidios, está a punto de jubilarse y ser reemplazado por el ambicioso e impulsivo detective David Mills (Brad Pitt). Ambos tendrán que colaborar en la resolución de una serie de asesinatos cometidos por un psicópata que toma como base la relación de los siete pecados capitales: gula, pereza, soberbia, avaricia, envidia, lujuria e ira. Los cuerpos de las víctimas, sobre los que el asesino se ensaña de manera impúdica, se convertirán para los policías en un enigma que les obligará a viajar al horror y la barbarie más absoluta.

 

Tesis.

Durante la película vemos mucho elementos y montajes que nos permiten darnos cuenta que se reflejan muchos valores negativos en la ciudad tanto como en las situaciones de los personajes, con elementos tales como la lluvia constante, el desorden en las calles y la investigación y asesinatos sucediendo en lugares cerrados y no siempre bien iluminados, además de que se reflejan también los sentimientos tanto del protagonista, Somerset, como generales de la sociedad, de desesperanza y tristeza.

Creo también que el contexto del país, el cual experimentaba muchos ataques terroristas, pero también tenía conflictos internos más que nada de intolerancia y discriminación, fue influencia para el tono de la película, pues se intenta mostrar un mundo crudo con una sociedad pecadora de forma constante, misma que acepta estos comportamientos.

Mi teoría se basa en que los colores y la iluminación, así como otros elementos de puesta en escena, reflejan los sentimientos de los protagonistas de la trama, los detectives Somerset y Mills, haciendo algo interno una cuestión también externa, lo que permite que el espectador se adentre a este mundo y tenga una experiencia más personal con la trama gracias a todos los elementos que la componen.

 

Objetivos Concretos.

La película de Se7en es una película que destaca por la armonía con la que la historia está contada, con esto me refiero a que es un producto bastante bien realizado, desde el guion hasta la dirección y el montaje, pues es fiel al género thriller y excede expectativas del mismo al ser ecléctico con los elementos que lo componen, pues el tono, el color, la música y todo lo que implica hacer un filme añaden a la composición del mismo para lograr esta representación de un mundo en decadencia, un mundo violento y en desorden.

Se pretende analizar la película a través de secuencias, en las cuales se explicará qué es lo que se está viendo, el comportamiento de los personajes y varios elementos de composición y comportamiento relevantes y curiosos para la trama, mismos que se analizaron a través de un decoupage exhaustivo, esto con la finalidad de abrir un pensamiento que permita reflexionar acerca de la intención de los realizadores durante el proceso tanto de pre-producción como de producción. Se intenta que este análisis pueda trascender de una forma particular tomando en cuenta elementos objetivos que se pueden ver desde el acercamiento a la película, pero también interpretativos, en base a conocimientos externos y personales, por lo que es importante el contextualizar el film y conocer su contexto de producción.

El tipo de análisis que se hará será de tipo narratológico, con un enfoque más marcado a la narración, los personajes y la trama, pero intentando cubrir todo lo que este tipo de análisis requiere.

Así pues, en resumen, los objetivos de este análisis son:

  • Explicar los elementos que hacen a la secuencia relevante para la trama.
  • Comprobar si la intención de Fincher sobre realizar esta película se cumplió.
  • Manejar elementos tanto objetivos como interpretativos.
  • Enfocar el análisis en la trama, los personajes y la narración.

 

Cuerpo.

Para comenzar a describir el análisis e intentar resolver tanto los objetivos como la tesis me parece pertinente identificar los elementos narrativos principales, y en base a eso comenzar un desglose más detallado de lo que estos implican y cómo funcionan dentro del texto (film). En la narrativa tradicional se cuenta con un narrador que está a cargo de la narración, sin embargo, al ser una película esto se vuelve complicado si el narrador no es una persona que utiliza elementos tales como la voz en off que permitan identificarlo directamente como el narrador, sin embargo en este caso se puede teorizar que Somerset tiene parte del rol del narrador, pues es notorio que este es el protagonista de la película, sin embargo lo que podría “confirmar” esto es el hecho de que al final de la película, justo antes de los créditos, en la última secuencia, la única voz en off es la de él citando a Ernest Hemingway.

Los personajes importantes y relevantes en la trama considero que son cuatro, el detective por retirarse William Somerset, un personaje tranquilo y solitario, que tiene un orden y una armonía en su vida a pesar del trabajo que tiene, además de que se atreve a indagar, pues es bastante curioso. Esto se puede ver en la primera secuencia, cuando investiga el primer crimen cometido y no duda en hacer preguntas que incomodan a su compañero de trabajo. La curiosidad es reforzada cuando se decide que el asesino trabaja con inspiración en los 7 pecados capitales, pues Somerset, a pesar de que ya no tendría que ser parte del caso, decide investigar todo lo posible acerca de estos, utilizando incluso métodos ilegales, lo cual es bastante atípico de quien el aparenta ser, sin embargo esto resulta bastante útil para el desarrollo de la trama y para la relación que establece con su sucesor, Mills.

Igualmente Somerset representa una calma y una sabiduría que hacen un contraste con el detective Mills, y esto lo refleja ante los demás, incluso su apartamento es un lugar muy bien cuidado y organizado, incluso en la segunda secuencia se observa como Somerset funciona cuando está solo, siendo tan metódico que necesita un metrónomo para que lo ayude a dormir.

Dos relaciones importantes que se desarrollan en la trama es tanto la de Somerset y Mills como la de Somerset y Tracy, la esposa de Mills. Es notorio que este es un personaje que ha vivido muchas cosas, y por lo tanto ha adquirido muchas experiencia, misma que le comparte a ellos de forma individual a través de consejos. En la secuencia 10 este se reúne con Tracy porque ella necesita hablar, y a pesar de no tener mucho de conocerse ambos se revelan secretos el uno al otro, ella le pide ayuda y él se la da a través de un consejo con dos caminos a tomar, los cuales son difíciles, pero ciertos. Esto hace pensar a Somerset como una figura paterna, pues con su conocimiento es capaz de dar consejos incómodos, pero que necesitan ser dichos. De igual forma Somerset trata a Mills no solo como a un niño, sino también como a su hijo, esto comenzando desde la Secuencia 11, cuando Mills está un poco alarmado, pues Somerset nuevamente ofrece consejos que pueden resultar incómodos.

A lo largo de la trama se puede ver como Somerset es analítico y considera todas las posibilidades antes de tomar una decisión, lo cual es contraste muy notorio con Mills. En las secuencias 11 y 14 esto se puede ver cuando Somerset le explica a un agitado Mills el por qué no pueden entrar a la casa del asesino, explicando lo que está en juego y las fallas legales que se encontrarían, de una forma muy calculadora y fría, incluso pareciera que lo estuvo pensando por mucho tiempo, a pesar de que la oportunidad de entrar al departamento del asesino es bastante reciente. También ya una vez que tienen al culpable ofreciéndoles un trato Somerset tarda en dar una respuesta, pues considera todas las opciones posibles y lo hace saber, nuevamente mostrando un grado de madurez y sabiduría que se puede atribuir a su conocimiento y experiencia.

El detective David Mills, por otro lado, es lo opuesto al personaje que se acaba de mencionar. Aquí vemos a una persona apuesta y joven, ambiciosa, queriendo comerse al mundo, un personaje impulsivo, emocional, desordenado, pero también a alguien bastante infantil, y a pesar de su trabajo, con falta de experiencia. Otra diferencia bastante notoria es el hecho de que Mills no está solo, se encuentra no solo acompañado por una esposa a la que ama sino también por sus perros, a los cuales se ve que quiere bastante. En otras palabras, Mills es completamente lo opuesto a Somerset.

De hecho, es interesante la transición a la que Mills se enfrenta, pues durante toda la narrativa se refuerza mucho esta imagen del niño, esta persona inexperimentada que prefiere bromear y dejar que sus emociones se apoderen de él. Esto es latente durante toda la película, sin embargo detalles tales como la corbata de canastas y balones de basketball usada en la secuencia 11, misma que tiene una escena en la que Mills se rehúsa a ir a la biblioteca y cuando Somerset lo lleva este actúa como un niño, no solo no prestando atención, sino también jugando con la silla y comiendo papas de una forma infantil. Es aparte muy interesante que esta secuencia que refuerza mucho la idea de Mills como un niño es la última en la que sus colegas lo tratan como tal, a pesar de que sigue teniendo comportamientos infantiles.

Otros aspectos infantiles en la conducta de Mills tienen relación con su temperamento, pues este no controla sus impulsos, como se puede ver cuando persigue al asesino y termina lastimado de forma grave (secuencia 11), o cuando a pesar del razonamiento de Somerset destruye la puerta del apartamento del asesino y entra “ilegalmente” (secuencia 12), o la forma en la que trata y le responde al fotógrafo durante la secuencia 9, después de encontrar a la víctima de la pereza. Finalmente, en la secuencia 14, contrario a Somerset, Mills es quien sin dudarlo acepta el trato del asesino, nuevamente siendo impulsivo, y sin saber medirse incluso ya cuando está en el carro con John Doe, insultándolo y haciéndole preguntas descaradas.

El comportamiento de Mills está alimentado mucho por la relación que tiene con su esposa, pues es notorio que este matrimonio joven, sin hijos, es un matrimonio sano y feliz que además se encuentra en una etapa de armonía, la cual se rompe un poco cuando Tracy se da cuenta de su embarazo y decide no contárselo a Mills. Él no se da cuenta, pero ella puede ver el cambio, es por eso que habla con Somerset.

A pesar de sus breves apariciones en la película, el personaje de Tracy me parece un personaje clave en la relación de Somerset y Mills, y ya no se diga en la trama, aparece por primera vez durmiendo junto a su esposo en la secuencia cuatro, sin embargo su rol cobra importancia hasta la secuencia 8, pues es aquí donde esta invita a cenar a Somerset sin siquiera conocerlo, y antes de esta secuencia la relación entre los detectives era bastante inequitativa, pues Somerset definitivamente veía a Mills como un niño, no dándole autoridad ni tratándolo como a un colega (secuencias 1, 4, 5 y 6). Lo curioso es que Tracy y Somerset tienen una conexión casi instantánea, misma que hace que el detective al que se presenta como alguien serio, ría y contagie a todo el que lo escuche, además rompiendo con el paradigma que se tiene del personaje. Me atrevería a decir que el rol de Tracy sirve mucho para sacar a los protagonistas de la concepción que se tiene de ellos, pues no solo saca el lado divertido de Somerset, también saca un lado más adulto y maduro en su esposo.

Tracy es también un lado más honesto, más sincero, pues no tiene miedo a decir la verdad y a buscar ayuda, y teniendo en cuenta que este personaje es el único rol femenino fuerte, hace mucho contraste con los hombres de la película, pues siempre se le muestra como una persona vulnerable que necesita de cuidado, desde la cena, cuando inocentemente le pregunta a Somerset el por qué es soltero y su esposo la reprende (secuencia 8), hasta cuando se atreve a marcarle a Somerset para tener a alguien con quien hablar, poder descargar sus problemas y quizá encontrar ayuda (secuencia 10). Además de que en su última aparición en cámara se ve como Mills la abraza, un signo más de que es una mujer protegida (Secuencia 13), lo cual hace que el desenlace, en el que Tracy se convierte en una víctima más, sea aún más doloroso para todos.

Finalmente, el personaje de John Doe, quien es el asesino y tiene una aparición en cámara breve, es un personaje que también se diferencia mucho de los detectives. En la secuencia 3, que son los créditos, se ve como un sujeto está planificando algo de una forma meticulosa y minuciosa, se ve que hay un trabajo de investigación, pues varios libros tienen palabras tachadas y resaltadas, además de que hay un diario escrito a mano en el que se ve que hay escritos sobre los pecados. Hay también fotografías grotescas y objetos punzocortantes. La película jamás confirma que este sea John Doe, sin embargo el director lo confirmó al hablar de cómo e que surgió la secuencia de créditos, diciendo que el objetivo era mostrar como Doe trabajaba con algo bastante sombrío. Por otro lado, en la secuencia 12, cuando los detectives entran a su casa, se puede ver también el mismo escenario que en la secuencia de créditos, así como los libros, diarios fotografías y objetos. No solo confirmando que efectivamente es Doe el dueño de la secuencia 3, sino también dando pistas al espectador acerca de quién es el asesino y qué es lo que pretende hacer.

Doe es un personaje misterioso, un personaje interesante, pues en la penúltima secuencia se da a conocer información que me parece vital para comprender sus motivos, pues mientras está siendo cuestionado por los detectives revela su motivación para cometer los asesinatos que cometió, básicamente su forma de ver el mundo es una en la que le molesta el desorden y la injusticia que se vive día a día, quejándose de como la sociedad se ha acostumbrado a esta forma torcida de vivir, ante sus ojos todo pecador debe pagar, pero también todos son pecadores, aunque toma los siete pecados capitales como referencia para su obra. Me atrevo a decir que Doe es un artista, pues tiene una intención para aquello que está haciendo, incluso el mismo formando parte de su obra maestra.

Igualmente, John Doe se caracteriza por ser meticuloso y astuto, durante toda la película lleva a los detectives a falsas tareas, y cada vez que encuentran evidencia que los acerca a este es porque Doe así lo quiere, el único momento en el que los detectives toman la delantera es cuando ilegalmente buscan información del asesino, pues es ahí donde descubren su lugar de residencia, pero incluso en este momento el asesino toma el control al atacar a Mills y después rediseñar su plan y marcarle a los detectives desde el teléfono de su propia casa. Durante toda esta etapa de desconcierto y confusión los tonos de la película son oscuros, con la lluvia constante, mostrando la situación a la que se enfrentan los detectives de una forma más notoria, sin embargo el momento en el que Doe está por terminar su obra y requiere de los detectives para completarla es cuando la iluminación llega a Mills, pues es la primer escena en toda la película en la que se ve la luz natural, y aun así el asesino sigue teniendo la delantera, pues se entrega bajo sus condiciones y les ofrece a los detectives dos opciones en las que de cualquier manera él tiene el control (Secuencia 14).

Podría decir que el asesino resulta victorioso con su plan, pues no solo termina con su obra de los siete pecados capitales, sino que también marca a uno de los detectives para siempre, terminando con la vida de su esposa, pero también haciéndolo el responsable de que la obra quede finalizada (Secuencia 15), aprovechándose de que este es impulsivo y protector de su esposa.

La personalidad de Doe es fría y calculadora, haciendo que su agenda personal forme parte de su plan maestro, aceptándose a él como un pecador y evidenciando a Mills como uno. Teniendo también una intención específica para cada uno de los siete pecados, pues eligió a cada representante del mismo de una forma astuta, esto lo explica en la secuencia 14, y también se nota en los créditos iniciales (Secuencia 3). Lo cual habla de una persona que realmente estuvo pensando esto de una forma muy minuciosa, que se tomó su tiempo, pues con el pecado de la Pereza, la cual es parte de la secuencia 9, se dan cuenta de que este trabajo lleva siendo ejecutado desde hace más de un año, el tiempo que la víctima tarda en descomponerse y ser encontrada.  El orden aparentemente no tiene tanta importancia como se cree, pues en la secuencia 13 los detectives tenían el orden de los pecados basado en las investigaciones que hicieron con los archivos y libros de la biblioteca, sin embargo Doe cambia un poco el orden, logrando que este termine así:

  1. El primer asesinato donde Somerset y Mills trabajan juntos. Lo primero que se sabe es que un hombre obeso muere cuando su estómago explota (Secuencia 3), sin embargo el jefe de Somerset le entrega evidencias en la secuencia 6 que lo hacen volver a la escena del crimen y encontrar el letrero de Gula, confirmando la teoría de que el asesino tiene como temática los 7 pecados capitales. La víctima es también obligada a comer hasta no poder atado a una silla, e incluso después lo alimentan con su propio vomito.
  2. La segunda víctima es un abogado que el asesino revela como “corrupto”, mismo que es encontrado en su oficina con un pedazo de carne siendo extraído de él, dejándolo sangrando en el piso (Secuencia 5). El asesino se toma el tiempo de montar un escenario para este asesinato, pues la sangre forma la palabra Avaricia y además el retrato de su esposa tiene círculos de sangre alrededor de sus ojos.
  3. Al continuar investigando el asesinato del abogado, esto los dirige a cuestionar a la esposa de este, la cual nota algo extraño en la oficina de su esposo, por lo que descubren huellas digitales que los llevan a la tercer víctima (Secuencia 8), un abusador sexual infantil y traficante de drogas que parece estar muerto y descompuesto atado a una cama, pero que sin embargo resulta seguir vivo aunque tan frágil que incluso un flashazo de linterna puede matarlo. El cuarto de esta víctima está repleto no solo de aromatizantes, sino también de fotografías que prueban que el crimen lleva siendo planeado desde hace más de un año (Secuencia 9).
  4. Una vez que los detectives descubren el apartamento de John Doe y comienzan a investigar, descubren evidencia que los lleva a una tienda de artículos sexuales, para descubrir que el dueño creó un artículo de sadomasoquismo con una navaja en donde va el pene del hombre a petición del cliente. Lo que sucede para lograr que el asesinato de lujuria sea exitoso es que Doe obliga a un hombre a tener sexo con una mujer utilizando este aparato, no solo violándola sino también asesinándola y dejando al hombre traumatizado (Secuencia 13).
  5. No se hace mucho énfasis en este asesinato, pues en este punto de la trama (Secuencia 14) ya se sabe qué es lo que intenta el asesino. La víctima es una mujer a la que Doe le da la opción de vivir con una cara desfigurada después de que este la atacara o de terminar su vida con unas pastillas que él le da. La mujer escoge la segunda opción, tal como el asesino lo esperaba.
  6. Habiéndose entregado, John Doe lleva a los detectives a un lugar inhóspito, con la intención de mostrarles a sus últimas dos víctimas. Es aquí cuando el revela ser parte de su propia obra, pues envidia la vida normal que Mills tiene, por lo que intentó imitarlo al “jugar a la familia” con Tracy y fallar. Por esta razón Doe asesina a Tracy (Secuencia 15).
  7. Una vez que Doe revela lo que hizo con Tracy este espera que Mills quiera vengarse, sin embargo este se encuentra en un estado de shock, y no es hasta que el asesino revela que su esposa estaba embarazada que Mills decide asesinarlo, sin escuchar las plegarias de Somerset para no hacerlo, cumpliendo el deseo de Doe y por ende dándole la victoria, y convirtiéndose en la pieza final para la obra de los siete pecados capitales (Secuencia 15).

En el relato nunca se específica el lugar en el que sucede la historia ni el tiempo, lo cual me parece algo acertado, pues no es relevante para la trama, e incluso creo que es intencionado, pues de alguna forma esta película es una crítica al desorden de la sociedad, y el no ubicarlo geográficamente permite una libre interpretación del espacio que puede identificarse con cualquier sociedad contemporánea.

Para poder trabajar mejor con la diégesis y la trama, así como las intenciones de puesta en escena, musicales y los puntos de vista me parece necesario el explicar secuencia por secuencia, pues también hay un avance en el desarrollo de personajes interesante y necesario para el funcionamiento de la trama. Y una vez que se examinó a los personajes que mueven la película y se explicó más la obra del villano esto es posible y necesario.

La primer secuencia, la secuencia inicial, va del minuto 0:00:00 al 0:03:25, y es aquí donde se ve a Somerset por primera vez, un hombre adulto que está a punto de retirarse va al que probablemente sea su último caso, no sin antes mostrarnos un hogar en orden y armonía, con un saco pulcro y limpio, un metrónomo y un tablero de ajedrez sin usar, un lugar bien cuidado, reflejando la personalidad tranquila y calmada de Somerset, pero también evidenciando que es un hombre solitario. En el lugar de los hechos Somerset conoce a quien será su sucesor, David Mills, un hombre con mucha energía que quiere trascender, ser reconocido, encontrar legitimación.

La música nos presenta un constante sonido de alarma que representa el roce inicial que tienen Mills y Somerset, los cuales al ser tan diferentes están destinados no solo a contrastar sino también a chocar bastante. Aquí es Somerset quien domina la escena, quien aún sigue a cargo, quien intenta salir de la rutina y hacer justicia por los crímenes cometidos. A pesar de que le cuesta trabajo mostrar los valores de amistad y aceptación hacia este nuevo colega. La lluvia y losa tonos oscuros de la escena muestran esto también, pues al intentar charlar con Mills no se llega a nada positivo, es más una pelea implícita de personalidades.

En la segunda secuencia (0:03:25-0:04:12) nos adentramos más al mundo personal de Somerset, a su mundo interno, un mundo solitario, pero controlado, un lugar que está completamente a su merced, algo que puede controlar, a diferencia de lo que sucede afuera. Es interesante ver como lo que sucede en el exterior lo molesta, por lo que pone un metrónomo en marcha, esto se puede interpretar como el controlar lo que puede para evitar lo que no está en sus manos.

Su soledad es representada en los tonos oscuros de la escena, en el silencio que intenta buscar. Somerset busca una libertad que no puede obtener, cabe destacar que inicialmente iba a haber una escena en la que Somerset buscaba una casa en el campo, lejos de la ciudad, para poder alejarse de la rutina y comenzar de nuevo en un ambiente que es más para él, un ambiente armonioso y tranquilo.

La tercera secuencia tiene una duración de 2 minutos y 7 segundos, y se presenta un montaje de créditos y objetos mostrados a través de una persona que está trabajando con ellos. Es evidente que esta persona está planeando algo, pues tiene fotografías seleccionadas, así como textos tachados y rayados, además de un billete siendo recortado. Vemos dedos, dedos cuyas yemas son cortadas con una navaja, señal de que el sujeto no quiere ser descubierto, de que es capaz de mucho para lograr que su plan salga bien. En los libros vemos términos sexuales siendo tachados. Todo se maneja con primeros planos, dando una sensación de intimidad, de secretismo. La música que acompaña esta secuencia es de suspenso, es de thriller, es una música acorde a las imágenes que estamos viendo, a lo que el autor nos permite ver. Este personaje, del cual no tenemos una identidad, pero podemos darnos una idea, es el protagonista de esta secuencia.

La cuarta secuencia (0:06:19-0:17:07) muestra a Mills en su hogar, despertando al lado de su esposa, a quién se nota que ama, un contraste muy notorio con la solitud de Somerset. Y mientras se prepara para el trabajo indicios de una tormenta comienzan a aparecer. Esta se manifiesta una vez que los dos detectives llegan al lugar de los hechos, donde un hombre obeso tiene la cabeza en un plato de spaguetti, además de estar cubierto de sus propios desechos.

Durante toda esta secuencia es muy notorio que la relación entre Somerset y Mills sigue sin ser equitativa, pues el primero trata a Mills como un inferior, como alguien que no sabe, que no tiene la capacidad para estar en el departamento de homicidios. Mills siempre se muestra infantilizado. Somerset tiene esta necesidad latente de tomar esta nueva investigación, sin embargo se enfrenta al problema de que se retira en menos de una semana, además es motivado por el hecho de que no cree que su colega sea capaz de tomar las riendas como debería de ser. Incluso hay una escena clave para esta relación, pues una vez que regresan a la comisaría Mills está “inspirado” por el caso, queriendo hacer algo al respecto, mientras que Somerset, más sereno, le pide que lo dejen. El amor y la validación que Mills encuentra en su esposa no es algo que vaya a conseguir fácilmente con Somerset y los miembros de la comisaría.

Por otro lado, al estar en la escena del crimen se muestra que la persona obesa que habitaba ese lugar no tenía un propósito en la vida, con un refrigerador lleno de comida y dos televisiones en la habitación, hay silencio en la escena del crimen, pero un desorden es notorio, mismo que se relaciona con el desorden que sufren las calles de la ciudad en la que suceden los hechos, incluso los ruidos externos añaden a este ambiente de hostilidad, de desorden, donde la armonía que Somerset tanto aprecia no está presente.

La quinta secuencia (0:17:07-0:19:27) lidia directamente con otro asesinato, Mills se hace cargo de este sin ayuda de Somerset, y es evidente que este es un detective apasionado, pero descuidado, pues al entrar a la escena del crimen causa desorden al tirar documentos, comprobando la teoría de Somerset de que no está listo para este tipo de casos, al cometer errores muy básicos, incluso su atuendo confirma esto, con la corbata metida en la camisa; no hay duda, Mills es una persona descuidada. Esto representa una desventaja no solo para el sino también para el departamento en general, pues la prensa está muy presente en la investigación, intentando obtener cualquier tipo de información que sea posible.

En esta secuencia el media tiene un papel relevante, pues un reportaje que precisamente cubre los asesinatos es parte del montaje de la escena, con la reportera hablando mientras Mills se encuentra haciendo su trabajo, no es hasta que se establece en la escena del crimen, que comienza a sonar música de suspenso, para añadir al hecho de que un segundo asesinato acaba de ocurrir. Es interesante también el ver el montaje que el asesino utiliza, pues la puesta en escena de la oficina es muy intencionada, pareciendo incluso algo teatral, este es el primer indicio explícito que recibimos respecto a los asesinatos como una obra teatral, además de que hay evidencia muy notoria, como la palabra AVARICIA escrita en sangre y el retrato de una mujer con un círculo de sangre alrededor de los ojos. Aunque el primer asesinato también es un montaje, con la víctima sentada en la mesa simulando comer un plato de espagueti no se percibe como tal por que no hay evidencia concreta.

La importancia, a mi parecer, de esta escena es el hecho de que se confirma a un asesino que intenta recrear o representar los siete pecados capitales, es la primera vez que se muestra de forma directa y clara. Los valores que dominan esta escena, o antivalores en este caso, son el desorden, nuevamente presente y la injusticia, sin embargo con la pista escrita en sangre hay un reflejo de esperanza e iluminación que da pistas acerca del crimen cometido y el propósito de este.

La sexta secuencia (0:19:27-0:24:26) ya es un avance grande para el desarrollo de la trama, pues si quedaba alguna duda no solo de que la intención del asesino es representar los siete pecados capitales, sino también que la primer muerte, del glotón, y la del abogado estaban relacionadas, en esta secuencia se disipa toda duda. Lo que sucede aquí es que el jefe de Somerset le entrega evidencias que encontraron del primer asesinato, lo cual es raro puesto que Somerset está por retirarse. Sin embargo se podría intuir que el jefe sabía que iba a ser más fructífero darle la evidencia a Somerset debido a su naturaleza curiosa y cuestionadora, así como a su experiencia en el trabajo. Lo cual resulta correcto, pues Somerset la analiza y decide regresar al lugar de los hechos, es interesante ver como en la escena que el jefe le entrega la evidencia un poco de luz natural se filtra desde las persianas de la oficina, simulando nuevamente esta idea de que la oscuridad y la lluvia mantienen en oscuridad a los personajes y la luz representa cierto grado de iluminación.

Una vez que Somerset regresa a donde el primer asesinato ocurrió y examina de una forma más minuciosa este encuentra el letrero de Gula, lo que confirma que va a haber cinco víctimas más y relaciona los asesinatos hasta el momento. Ya con esta evidencia el detective por retirarse expone el caso no solo a su jefe, sino también a Mills, puesto que él es quien estaría a cargo del caso, y aquí noto dos cosas muy interesantes. La primera tiene que ver con el carácter de Somerset, quien sigue sin confía en su colega, sin embargo su moral profesional no le permite ocultarle la información que acaba de descubrir, en otras palabras, Somerset no es ambicioso ni avaro u orgulloso; la segunda tiene que ver ya con este sentimiento de Somerset para seguir en el caso, y aquí teorizo que no lo suelta por que el jefe le dio la evidencia a él, lo cual generó un “vínculo” que va a mantenerlo en el caso hasta el final. Hay una necesidad de este por terminar su carrera con un gran finale, una necesidad que quizá no se dio cuenta que estaba ahí hasta que la oportunidad se le presentó.

En cuanto a la relación entre los dos detectives, aún hay una tensión notoria, sobre todo al final, cuando Mills está un poco desesperado por que su jefe le crea y pueda ser parte del caso, pues Somerset hace un comentario sarcástico hacia Mills, evidenciando su creencia de que este no está a la altura de lo que la investigación requiere. Aquí la Justicia y la Honestidad están presentes de inicio a fin, aunque la primera termina mal e inicia bien, con la segunda pasa lo contrario. Además al final también se puede ver la presencia del valor negativo de la Aceptación.

La séptima secuencia (0:24:26-0:29:32) inicia con Mills en su departamento, desestresándose con un juego de dardos que tiene colgando en la pared, aquí su hogar se nota un poco más tenso, pues no solo están estos dardos, sino también varias cajas que muestran como el detective está retirando sus cosas de su oficina.  En la secuencia anterior se puede observar que el apellido ‘Somerset’ está siendo retirado de la puerta donde el detective trabajó. El detective decide salir para investigar más a fondo a los siete pecados capitals, en su trayecto a la biblioteca local observa desde el asiento trasero de un taxi como el caos y el desorden son latentes en la ciudad, además de que está lloviendo. Los ruidos de calle son muy notorios y no se apagan hasta que el detective llega a su destino.

En la biblioteca hay un cambio en el montaje, pues a través de una melodía de música clásica vemos imágenes de Somerset investigando ardua y detalladamente, utilizando como fuentes principales textos tales como La Divina Comedia y Los Cuentos de Cantenbury. La iluminación de este espacio discreto y callado viene de las lámparas, fuente principal de luz. En el montaje también se observa como Mills estudia el caso del glotón, lo cual me parece interesante por la oposición de tareas, pues mientras el policía experimentado investiga y comienza a trazar un camino, el nuevo policía, el inexperto, está atorado con evidencia que ha sido previamente revisada.

No es hasta la octava secuencia (29:32-47:43) que la relación entre los dos detectives da un giro muy grande e importante, aunque para que esto suceda se necesita la ayuda de una tercer persona. Esta inicia con Somerset sentado en el escritorio principal de la que ya no es su oficina, pues el apellido Mills se encuentra en la puerta, el ahora propietario llega y Somerset cede el lugar principal a su ahora sucesor, lo cual dice mucho sobre la personalidad de este, que tiene que aceptar que el sujeto que se encuentra en el mismo cuarto que él debe ser una persona respetada, con autoridad, y ese gesto de humildad lo confirma. Sin embargo a pesar de que nadie hace nada que perjudique al otro, el ambiente se nota tenso e incómodo, no es hasta que llama Tracy, la esposa de Mills, e inesperadamente invita a Somerset a cenar con ellos, que las cosas comienzan a aligerarse entre ellos.

Al entrar al apartamento de los Mills, Somerset entra a un mundo que pareciera desconocido para él, pues se encuentra ante un lugar cálido, un lugar donde se nota el amor, no solo con la esposa, sino también con los perros que viven con ellos, un opuesto completo de lo que este está acostumbrado. Esta imagen permite también ver más a Mills como un niño, pues ama a sus mascotas y a su esposa, se siente acogido y aceptado. Durante la cena pasa algo muy interesante, Tracy cruza una barrera que Somerset tiene puesta al preguntarle acerca de su vida, lo curioso es que este responde e incluso en nada de tiempo ya se encuentra bromeando y riendo. Es aquí donde sabemos que las cosas han cambiado.

El hogar de Somerset es callado y tranquilo, armonioso, a pesar de los ruidos externos. El hogar de los Mills es todo lo opuesto, con música que a la esposa le gusta escuchar y ruidoso no solo por los perros ladrando sino también por el tren que pasa cada cinco minutos y mueve la residencia completa. La geografía de los hogares refleja muy bien las personalidades de los detectives, hacen un buen contraste.

Después de la cena se muestra como los detectives se han convertido en aliados sin darse cuenta, pues dedican el resto de su tiempo a la investigación de los siete pecados, ahora que Mills tiene los textos originales de las copias que Somerset le dio, pues las consiguió gracias a un amigo mientras llovía en el día. En los textos también se menciona el tan famoso Mercader de Venecia y los valores de la Amistad, la Justicia y el Trabajo en equipo los cuales comenzaron siendo algo negativo, terminan de forma positiva, pues el seguir estudiando y dialogando los lleva a la esposa del abogado asesinado, la cual nota algo raro en la oficina de su marido.

Al enterarse de esto los detectives se infiltran al lugar de los hechos en la oscuridad, por lo que Somerset saca su navaja, misma que solo utiliza cuando está cometiendo actos ilegales, y descubren una pista más acerca del asesino, la cual resulta no ser muy fructífera. Cabe destacar que toda la investigación se hace en la oscuridad. Así pues, descubren huellas digitales que llevan a un laboratorio para ser identificadas.

Entrando a la secuencia 9 (0:47:43-0:53:15) vemos a los detectives esperando resultados, con Mills recostado en el hombro de Somerset, reforzando la idea del niño pequeño, pero también reforzando el avance de la relación entre estos dos personajes, pues un día antes Mills no se hubiera atrevido a dormirse frente a un colega que lo deslegitimizaba y menos a recostarse en su hombro, en otras palabras ya hay confianza.

Después de analizar las huellas estas llevan a una persona que había tenido problemas con la ley previamente y había sido representado por el abogado asesinado en el pecado de Avaricia. Al creer que se tiene al asesino, el SWAT interviene, y junto con los dos detectives, va al lugar de los hechos para descubrir otra obra más del verdadero asesino: Un hombre descompuesto y débil atado a una cama con muchos aromatizantes de pino colgando del techo del apartamento. Esta falsa pista resulta haber sido plantada por el asesino para dirigirlos a su tercer pecado, la Pereza, pues resulta que la víctima no está muerta, solamente muy débil para hacer nada. En la escena del crimen Mills descubre fotografías que lo llevan a creer que el asesino tenía todo planeado. Lo cual resulta ser cierto, pues este incluía en su plan el que pereza fuera descubierto gracias a la pista que dejó con la sangre en el cuadro de la esposa del abogado.

Al darse cuenta de cómo fueron usados, Mills hace un berrinche que lo lleva a atacar a un reportero y a quejarse, mientras que Somerset mantiene la calma en todo momento. Nuevamente un contraste de las personalidades de los protagonistas. Además de que la lluvia está presente en toda la secuencia y el manejo de cámara durante la escena del ataque al apartamento del sospechoso se mueve muy rápido. Tonalidades verdes dominan la escena, sin embargo hay un momento en el lugar de ataque en el que un flashazo de luz ilumina la escena, abriendo a interpretación el que los detectives están cerca de resolver el caso, o al menos obtuvieron una pieza de información importante, la cual puede ser las imágenes que Mill toma que prueban que el asesino ha estado planeando todo desde hace más de un año. Los valores de Justicia y de Verdad dominan la escena.

A mi parecer, una de las mejores secuencias es la número 10 (0:56:15-1:01:45), pues contrasta mucho con el resto de la película, y se enfoca directamente en una subtrama: La relación entre Somerset y Tracy. Tracy es el único personaje femenino que destaca en la película, y esta representa muy bien las concepciones sociales que se tenían de la mujer el siglo pasado, pues se le ve como alguien frágil que necesita cuidado, ayuda, además de que está más en contacto con sus emociones y sentimientos, es por esto que Tracy llama a Somerset para tomar un café y hablar acerca de la soledad que siente desde que ella y su esposo se mudaron a la ciudad.

Tracy logra mucho, pues Somerset se abre con ella después de que esta confiese que está esperando un bebé, contándole cuando el pasó por una situación muy similar que explica mucho de su personalidad y serenidad, Somerset es un hombre que ha vivido y ha sufrido. Es por esto que es muy honesto con ella, dándole consejos que probablemente no sean fáciles de oír, pero también dejando que ella elija que hacer, básicamente él le ofrece su sabiduría pero queda en ella el aceptarla. Esta relación es una relación no solo de amistad, sino incluso paterna, y me hace creer esto el hecho de que la iluminación y la localización no son tan relevantes como en secuencias anteriores, pues una cafetería es un lugar discreto, intimo, pero abierto, casual. Se fortalecen lazos de amistad y el valor de la honestidad, a pesar de que no se dice que es lo que elige Tracy.

La secuencia 11 (1:01:45-1:16:47) es la última en la que Mills es evidenciado como un niño. Inicialmente los detectives siguen investigando y analizando textos, haciendo que Somerset quiera ir nuevamente a la biblioteca, y logrando que Mills, quien trae puesta una muy infantil corbata de canastas de basketball, se queje y vaya de forma obligada. En la biblioteca Mills continua siendo infantilizado, llegando al punto en el que come una bolsa de papas mientras que Somerset hace todo el trabajo. Este se da cuenta de que van a necesitar más que solo textos de la biblioteca para poder llegar a algo, por lo que pide ayuda a un amigo del FBI para que los ayude con el caso.

Aquí notamos dos cosas: Somerset tiene ventanas ilegales que prefiere no usar, y sin embargo lo hace, y que la relación entre los detectives ha llegado a un punto en el que Somerset permite que Mills acceda a secretos de él que casi nadie sabe. Durante este tiempo la iluminación es natural proviniendo de afuera de los establecimientos en los que los detectives quedan para encontrarse con su amigo ilegal, establecimientos que parecen tan casuales como el restaurant en el que Somerset y Tracy mantuvieron una interesante conversación, y que por esto mismo son perfectos para pasar información sin levantar sospechas.

Las primeras escenas comienzan muy tranquilas, pero las cosas comienzan a acelerarse cuando los detectives por fin obtienen un nombre: John Doe, y deciden ir a investigar a esta persona directamente a su departamento. Es aquí cuando se confirma que Doe es el asesino, pues no espera que los detectives lo hayan descubierto en ese momento, a pesar de sus frías calculaciones, lo cual hace sentido porque hasta ese entonces ellos habían utilizado métodos legales para buscarlo. El asesino no lo piensa dos veces y huye de la escena, pero Mills, siendo la persona impulsiva que es, va tras él, y es así como comienza una persecución que lo lleva a varios lugares equivocados con una música de suspenso que permite darse cuenta que algo tiene que pasar. Lo cual se convierte en algo real cuando Mills sale del edificio a pesar de la lluvia y el asesino consigue obtener la delantera y lastimarlo, poniéndole un arma en la cabeza pero perdonándole la vida sin razón aparente.

Somerset entra también en acción, pero llega tarde para poder hacer algo más que ayudar a Mills, no es hasta que los detectives regresan a la entrada del apartamento de Doe que estos vuelven a chocar, pues Mills, en un intento de desquitarse, quiere entrar al lugar y conseguir toda la evidencia que sea posible, mientras que Somerset quiere ser más discreto, siguiendo las normas y la ley, además de querer salvarse, pues llegaron ahí gracias a los métodos ilegales que este utilizó. Esta secuencia es una montaña rusa, pues parece que va a haber Justicia y Orden y sin embargo estos terminan convirtiéndose en negativos.

La secuencia 12 (1:16:47-1:24:08) es la continuación directa de la anterior, pues a pesar de la discusión con Somerset, Mills entra al departamento de John Doe, y así comienza una investigación que ya implica a todo su departamento para encontrar todo lo que se pueda acerca del asesino.

El haber sido atacado logra algo en Mills, pues este comienza a trabajar con seriedad y deja ya de ser tratado como un niño, obteniendo el respeto de sus colegas gracias a su actitud y su semblante, Somerset deja de darle órdenes a Mills, y mantiene su actitud de calma y serenidad, aunque deja mostrar una preocupación hacia Mills, y por ende, hacia Tracy, incluso ofreciéndole consejos también a este, quien se toma el caso de forma personal.

Los elementos que componen el lugar donde Doe planeaba y habitaba hablan mucho, pues son lo que se vio en la secuencia de créditos, hay una mano, trofeo, artículos y objetos religiosos, así como muchas fotografías, colecciones extrañas que encajan perfectamente con el lugar sombrío en el que se encuentran, mencionando también que la lluvia sigue presente.

Un conflicto al que se enfrentan es el aceptar que Doe sigue teniendo la ventaja, pues a pesar de que encontraron su lugar y se aseguran de que le sea imposible escapar, se dan cuenta de que no hay ninguna prueba que los dirija hacia él, lo cual frustra bastante a Mills, la frustración se convierte en enojo cuando se da cuenta que el asesino era la misma persona que actuó como reportero cuando estaba investigando a la víctima de la Pereza. Ahora, por si esto fuera poco, el asesino marca a su departamento y es Mills quien responde. Aquí no queda de otra más que aceptar que Doe sigue a la delantera, pues a pesar de que admite que le sorprendió el trabajo de los detectives, se verá obligado a hacer ajustes a su plan, en otras palabras, el sigue teniendo el control.

Es curioso ver como el desorden sigue presente, y aun así hay un orden para la forma en la que el asesino trabaja, un orden que se altera gracias al trabajo ilegal de los detectives que ahora tienen un mejor entendimiento del otro.

En la secuencia anterior una de las fotos presenta un enigma de una mujer rubia, junto con fotografías de otras víctimas, por lo que en esta, la secuencia 13 (1:24:08-1:33:06), los detectives van directamente a una tienda de ‘Accesorios y Especialidades’ que relacionan con la mujer, la cual asumen es una “profesional”, y esto resulta acertado, pues en esta tienda John Doe es un cliente reciente, habiendo pedido que se hiciera un juguete sadomasoquista de cuero que se coloca en los genitales del hombre y que contiene una navaja. Esto además los lleva a un burdel subterráneo en el que la iluminación rojiza aparenta un descenso hacia el infierno, es ahí donde encuentran a la víctima de la Lujuría, y por primera vez hay una tercer persona involucrada, pues Doe obliga a un hombre a usar el objeto de cuero para violar y asesinar a la prostituta de la fotografía. La lluvia sigue siendo una constante en este mundo de desconcierto y escándalo.

Mills y Somerset, ya como iguales, se encargan de cuestionar al encargado del burdel y la víctima, respectivamente. El primero no tenía idea de lo que sucedía, pues objetos extraños son muy comunes en lugares de este tipo, mientras que la víctima, totalmente traumatizada, es capaz de describir detalladamente que fue lo que sucedió. La música al entrar al burdel es común del lugar, sin embargo da también una sensación ligera de psicosis. Los detectives logran su misión, que es encontrar a la rubia, aunque un poco tarde, sin embargo esto los une más, pues al finalizar, y como para poder quitarse lo que acaban de ver de encima, van a un bar.

Ir a un bar es una norma social que implica un grado alto de confianza, aunque sea solamente para hablar, como es en este caso. Esto se vuelve evidente cuando los detectives logran tener una conversación que se siente más casual, más personal, dejando atrás la relación puramente de trabajo, ya no hay una tercera persona que los obligue a convivir. Tanto así que durante su plática acerca de la posibilidad de John Doe como el diablo, Mills decide darle la vuelta a Somerset, pues su plática se convierte en un choque de puntos de vista en el que Somerset tiene una visión más inclusiva y humanista, mientras que Mills es más ingenuo y testarudo, aunque esto viene de un lugar de preocupación. Por lo que Mills consigue darle la vuelta a Somerset y evidenciar pensamientos que no es capaz de decir en voz alta.

La plática en el bar resulta en reacciones y acciones inesperadas y contrarias a lo que habíamos visto hasta ahora de los personajes, pues Somerset resulta ser el alterado, lanzando su famosa navaja hacia su tiro al blanco después de haber destruido el metrónomo que tanta paz le traía. Al inicio se notaba como Somerset quería salir de la rutina, y Mills expone que este pensamiento es reciente y surge por su necesidad de retirarse, a pesar de que Somerset intenta justificar que no le gusta el desorden de la ciudad.

Por otro lado, Mills, el infantil, muestra una postura madura, es ahora quien emana autoridad, llegando a su casa y protegiendo a quien más quiere en el mundo, su esposa. Se puede deducir entonces que lo que dice lo dice teniéndola a ella como una prioridad. Los valores de la Justicia la Honestidad y la Amistad se modifican en la secuencia.

La penúltima secuencia, la 14 (1:33:06-1:39:04), comienza directamente con el quinto asesinato, el del pecado del Orgullo, Somerset llegando a la escena del crimen, donde hay otro montaje de una mujer con pastillas y una nota que explica como Doe le dio a escoger entre vivir con una cara desfigurada o quitarse la vida. Y al llegar los detectives a la comisaria se nota como el sol está muy presente encandilando incluso a Mills, lo cual puede ser una clara señal de Iluminación, pues segundos después John Doe llega y voluntariamente se entrega, cubierto de sangre y con música para acompañar esta escena. Cuando se entrega Mills es el primero en reaccionar apuntando un arma hacia Doe, sin embargo lo único que este dice es una petición para hablar con su abogado.

Después de hablar con el abogado, este les comenta a los detectives y policías que Doe quiere que solo Somerset y Mills lo acompañen para mostrarles a sus siguientes víctimas, haciendo una especie de trueque en la que si ellos aceptan este se entregará voluntariamente y confesará sus crímenes, pero si no lo hacen entonces se justificará ante la corte alegando que tiene problemas mentales, lo cual garantizaría su libertad. Nuevamente Mills no lo piensa dos veces y acepta la primer oferta, la cual suena mejor, sin embargo Somerset, siempre calculador y analítico, se toma su tiempo, pero deja que su amigo lo convenza. Es notorio también que Mills quiere terminar con esto de una buena vez porque le interesa proteger a su esposa, a la cual menciona mucho, de ese tipo de personas.

Aquí se muestran más evidencias que añaden a la teoría de que John Doe es frío y calculador, pues era su plan entregarse hasta tener todos los puntos definidos y tener la situación en su control, lo cual sucede a la perfección, pues es obvio que este intenta que los detectives elijan la primera opción, cosa que se vuelve realidad. Hay mucha duda en el aire y los valores de Justicia y Claridad se convierten más en incógnitas.

Finalmente, la última secuencia (1:39:04-2:02:00) muestra a John Doe como ninguna otra, pues este es el protagonista de la secuencia, ya que se enfoca toda la atención en quien es, qué es lo que está haciendo exactamente y por qué lo está haciendo. Así pues, descubrimos que Doe no se cree especial, sin embargo sabe que lo que está haciendo va a trascender, va a confundir a la gente y va a hacer que se pregunten muchas cosas, espera un cambio. Doe es un artista, pues ve esta obra maestra como una oportunidad para que la sociedad alterada y en decadencia se tome un momento para reflexionar que está mal con su actualidad.

Esto no justifica el hecho de que lo que hace está mal, sin embargo el monólogo que tiene en el carro cuando los detectives comienzan a cuestionarlo me parece algo extremadamente interesante, de hecho es mi diálogo favorito de la película, pues Doe expone como su moral retorcida lo obliga a actuar como una especie de “héroe”, atacando al pecado, atacando a lo que él considera la escoria de la sociedad, gente que es consumida por pecado de formas grotescas o exageradas. En pocas palabras, su intención es la de evidenciar el pecado, demostrar que está presente y que la sociedad ha llegado a un punto en el que no le importa. Y solo cuando él lo da a notar la sociedad reacciona. Sin importarle lo que esté en juego, pues es capaz de convertirse el mismo en una víctima y da su vida para que su obra maestra no solo sea completada, sino que también tenga un fuerte impacto.

Al llegar a un lugar inhóspito con muy pocos elementos, un perro muerto, carro chatarra, con pastizales amarillos, Doe pregunta por la hora y no coincidentemente acaban de pasar las 7, cuando una camioneta de entrega se acerca. Es Somerset quien se hace cargo de eso y resulta que el conductor no tiene idea de nada y se le pagó para que le entregara una caja al detective David Mills. Somerset abre la caja con su navaja, la cual hace una última aparición y dice en voz alta aquello que se ha ido manifestando durante toda la película: John Doe tiene la ventaja. No le toma mucho al calculador e inteligente Mills para ver la caja y saber cuál es el último paso de la obra del asesino. El hombre sereno y calmado pierde esta postura e intenta convencer a Mills que no ceda ante lo que Doe espera de él, corriendo y gritando.

Mills, por otro lado, juega un poco con Doe mientras están en el carro, preguntándole si sabe que es un lunático, prácticamente asumiendo que la victoria es de ellos, es notorio que a Mills no le cae nada bien Doe y no quiere siquiera escuchar una justificación de su parte puesto que no lo va a creer. Sin embargo deja que sus emociones le ganen, tal y como Doe esperaba, cuando este lentamente revela qué es lo que hizo para completa su plan, incluso se puede pensar que la relación de confianza que le tiene a Somerset lo ayuda a mantenerse lo más calmado posible para no ceder y asesinar a Doe, aunque la revelación de que iba a ser padre es definitivamente lo que lo hace decidirse y matar al asesino por venganza, convirtiendo a Mills en la víctima de la Ira y terminando la obra de Doe, osea, dándole la victoria.

El final es bastante impactante desde que se revela que Tracy, la única mujer, la representación de la vulnerabilidad, y un personaje con el que se empatiza fácilmente, ha sido asesinada, sin embargo es igual de impactante una vez que entra la realización de que todo esto es contra Mills, quien ha avanzado y progresado tanto y va a quedar marcado de por vida sin importar que decida hacer. Los helicópteros y las tomas aéreas añaden tensión a la escena, al igual que la música y el hecho de que todo suceda en un lugar vacío y desolado.

El final de le película cuenta con la única voz en off de toda la trama, la de Somerset citando a Ernest Hemingway.

Al final 2 de los cuatro personajes principales para este análisis están muertos, mientras que los otros dos tienen secuelas. Mills tiene la transición de un niño, siendo infantil hasta que se le obliga a ser fuerte, mientras que Somerset es sereno y calmado hasta que tiene que detener a su niño de cometer un error. De alguna forma los protagonistas encuentran un balance, no son quienes eran al inicio, pues la experiencia que vivieron juntos los ha cambiado.

But that’s the point. We see a deadly sin on every street corner, in every home and we tolerate it. We tolerate it because it’s common, because it’s trivial.” John Doe

Conclusión.

Después del exhaustivo análisis y del desglose de puntos, así como de evidenciar aspectos importantes en la trama y el desarrollo de personajes concluyo con que los objetivos se cumplieron, puesto que al analizar la composición de iluminación, montaje, diálogos y elementos de puesta en escena me di cuenta de como estos representan a los personajes, aunque no solo en su estado de ánimo sino también en quienes son y que esperan, es decir, se puede conocer a los personajes mejor al observar qué es lo que los rodea, su ambiente de trabajo y personal. Cuando estaban en peligro o eran parte del desorden y la desesperanza la lluvia estaba presente, al igual que los colores oscuros y la iluminación artificial. Pero cuando obtenían algo, el color era más neutral y la luz estaba presente.

También se intentaba analizar el desarrollo de los personajes de forma individual y en grupo, pues cada personaje representa algo, cada personaje puede verse reflejado en grupos de la sociedad. Hay uno que es experimentado, maduro, sereno, calmado, el cual contrasta con el que es inmaduro e impulsivo, aunque también, en cierta forma inocente. Se cuenta también con la representación de la vulnerabilidad, del feminismo y de la empatía, que contrasta con el villano el cual es meticuloso, frío, demente y calculador. Sin embargo son los dos protagonistas los que terminan trabajando juntos y experientando cambios en su personalidad debido a eventos y situaciones que se van dando, aunque lo que más los hace cambiar es la relación que establecen el uno con el otro.

Finalmente, este ejercicio es bastante útil, pues al desglosar te ves obligado a buscar y encontrar elementos que tienen relación con otras escenas o secuencias, o incluso que representan algo de una forma más metafórica. Para mi esta película es una critica ante el conformismo de la sociedad y la aceptación del mal como una cuestión de cotidianeidad, pero también es una representación del contexto en el que se ubicaba el director mientras la película estaba siendo realizada, lo cual muestra como influye la realidad en la ficción, y viceversa.

Bibliografía.

Fincher, David. Se7en. (1995) USA.

FILMAFFINITY. (23 de  Septiembre de 2015). FILMAFFINITY.com. Obtenido de  http://www.filmaffinity.com/mx/film575149.html

Metacritic.com. (23 de  Septiembre de 2015). Metacritic.com. Obtenido de Se7en:  http://www.metacritic.com/movie/se7en

Rotten Tomatoes.com.  (23 de Septiembre de 2015). Rotten Tomatoes.com. Obtenido de SEVEN  (SE7EN) (1995): http://www.rottentomatoes.com/m/seven/

Wikipedia.com. (23 de  Septiembre de 2015). Seven (1995 film). Obtenido de  https://en.wikipedia.org/wiki/Seven_(1995_film)

Author: joncuriel

21. Dreamer. Christian.

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s